El parque  ::   La visita  ::   Visitas guiadas  ::   Actividades  ::   Alojamientos

domingo, 26 de marzo de 2017

Primavera 2017 en el Parque Nacional de Cabañeros


En el Parque Nacional de Cabañeros, los días se van alargando, el sol ilumina y calienta con más fuerza, aunque debido a relieve de los Montes y al clima mediterráneo continental que reina en esta región Castellano Manchega, las noches aun son frías y con posibles heladas hasta mediados de Abril.

En estos días primaverales, son muchas las flores y arbustos que empiezan a hinchar sus yemas para empezar a brotar y dar color a las praderas en las rañas de Cabañeros.

Las escasas lluvias de este invierno no impiden que los montes de Cabañeros tengan un intenso colorido con una amplia gama de verdes, entre los que resalta el colorido del brezo, la jara, y otras plantas aromáticas de este singular bosque mediterráneo.

Con la subida gradual de las temperaturas, resuenan en todos los arroyos y manantiales el canto de la Rana común y el Sapo común, especialmente al atardecer. Después del letargo invernal son relativamente fácil de ver al Galápago europeo y la Culebra de agua en las orillas y arroyos  del río Estena o el Bullaque.

Con la llegada de la primavera, son muchas las aves que empiezan a llegar a la península de su viaje transahariano, mientras que las aves invernantes han partido ya hacia los países de destino en Europa del Norte.

Quizás sea la golondrina el ave que mejor indica este paso migratorio, siendo mensajera de la primavera, pero son muchas las aves que llegan a la península  haciendo escala en los parajes como Cabañeros para a descansar y continuar su periplo mucho más al norte.

Fuente: ECODESTINOS (c) Todos los derechos reservados. Imagen: Manuel Benavente 

No hay comentarios:

Publicar un comentario